Close your eyes.

Close your eyes.

domingo, abril 3

Jugarnos en un beso lo bueno de los momentos.

Sentados en las escaleras esperando a que dijeras que la vida es mejor en compañía. Sentados en una orilla viendo a los demás pasar. Como yo tampoco dije nada, aquella noche fue la vez que más cerca estuvimos de enredarnos en un beso, de mezclarnos bien por dentro. Aquella noche fue la vez. Como tú nunca dijiste nada, tienes tanto que perder. Se nos fugó la noche de jugarnos en un beso lo bueno de los momentos. Tú ya sabes, nunca tuve apenas nada que perder.








Y no puedo olvidarlo. No consigo pasar la noche sin soñar contigo, sin soñar con nosotros. Me despierto y duele. Angustia, realidad, recuerdos. Y quería decirte que te echo de menos. Que añoro contarte todo, que deseo llamarte y decirte constantemente la necesidad que tengo de verte, que no quiero perderte, no quiero olvidarte si tú no lo haces conmigo. Quería decirte que, pase lo que pase, estoy aquí.
Hasta que no me pidas que me vaya, no lo haré. 

3 comentarios:

  1. Hermosa
    simplemente eso,
    hermosa entrada.

    ResponderEliminar
  2. Genial, se siente tan así posta!

    ResponderEliminar
  3. Muy bonita, además, me identifico con tu situación.
    Un besito

    ResponderEliminar